“La enseñanza universitaria no atendía el problema del trabajo”

ensenanza-universitaria-no-atendia-problema-trabajo.jpg

El Pro Rector de la Comisión Sectorial de Enseñanza, Luis Calegari, habla sobre los cambios que se introducen dentro de la Universidad de la República con el objetivo de trabajar sobre un aspecto poco atendido por la enseñanza: la salida laboral de los estudiantes.

Si bien los cambios para ayudar a los jóvenes a enfrentarse al mercado laboral no surgen de una demanda explícita por parte de los estudiantes, indicó que observaron varios puntos sobre los que había que trabajar.

Uno de ellos fue “facilitar el estudio a quienes trabajan, sobre todo teniendo en cuenta el altísimo número de estudiantes que están enrolados en el mercado laboral y que un gran porcentaje de ellos lo hacen casi como una práctica profesional, eso es una demanda implícita del cuerpo estudiantil.

La preocupación de ver cómo mejoramos la relación entre el trabajo y el estudio pasó por varias estrategias: la diversificación de horarios, de la modalidad de enseñanza dentro de la misma disciplina, incorporar tecnologías de información y comunicación. Es decir, uno de los objetivos fue que el estudiante no tenga sólo horarios rígidos, sino que tenga otras formas de acceder a la información y educación.

El otro fue diversificar la oferta educativa, porque veníamos de un esquema que estaba muy constreñido a las llamadas carreras tradicionales. El cambio en el campo de conocimiento y lo que se presenta como posibilidades de desarrollo de las personas y desarrollo laboral, hace que se tenga que atender a nuevos perfiles de egreso”.

La reforma de los planes de estudio de UdelaR  plantea más alternativas para que los estudiantes egresen con mayores y mejores posibilidades. 

Teniendo en cuenta que a medida que los estudiantes avanzan dentro de sus carreras logran desempeñarse en trabajos referidos al área de estudios, se impulsó desde la UdelaR  que estas experiencias puedan ser consideradas como prácticas pre-profesionales y reconocidas dentro de su formación.

“En el área de la salud nosotros tenemos practicantados y están explícitos en la carrera. Sin embargo cuando los estudiantes avanzan en otras carreras trabajan en áreas relacionadas y esa práctica no está reconocida” indicó Calegari, y agregó que la incorporación del sistema de créditos y la revisión de los planes de estudios con la inclusión de espacios que sean optativos, nos ayuda para que esas prácticas ahora puedan ser reconocidas como créditos dentro de la formación. Por supuesto estas prácticas deben ser evaluadas para verificar que el estudiante verdaderamente se forma”. Este control buscará establecer no sólo el desempeño laboral, sino también que el trabajo aporte a la formación.

Por otro lado, como parte de las reformas se propone también una revisión sobre los trabajos finales de carrera. Muchos de estos incluyen tesis muy elaboradas que hace que el tiempo de egreso del estudiante se retrase, teniendo en cuenta la disponibilidad de tiempo que necesita para los mismos. Al respecto Calegari indicó que “algunas carreras empiezan a ofrecer un menú de posibilidades a manera de trabajo final. Podría ser una tesis, pero también podría ser un trabajo de campo, o en el mercado laboral, en el que haya un seguimiento, y donde el estudiante tenga que hacer un informe que se le acredite a la carrera. Es en varias puntas que se va buscando que el trabajo, en la medida que es parte de la práctica profesional, sea reconocido como parte de la carrera propiamente dicha”. 

Fecha: Miércoles 30/04/2014
Fuente: Suplemento Laboral Buscojobs-EL Observador


Enviar ComentarioEnviar un comentario

Nuevos profesionales en el mundo del trabajo

nuevos-profesionales-en-el-mundo-del-trabajo-buscojobs.jpg

Los nuevos profesionales se enfrentan con un mercado laboral cambiante. Si bien las oportunidades parecen diversificarse, el tránsito del mundo del estudio al del trabajo implica nuevas decisiones que se debaten con las expectativas. 

La elección de una carrera profesional es una decisión que consta de diversos factores para los estudiantes. Una vez concluida la educación, llegar a un estudio terciario se convierte para los jóvenes en un desafío, donde muchas veces el factor “trabajo” juega un rol preponderante.

Los estudiantes que eligen desarrollar una carrera universitaria o terciaria, llegan con un monto de expectativas que se traducen en la culminación de los estudios y su posterior desarrollo laboral y profesional.

En nuestro país, los centros educativos, ya sean públicos o privados, terciarios o universitarios, han puesto énfasis en este tema y han elaborado diferentes estrategias reconociendo el desafío que implica el desembarco de sus estudiantes en el mercado laboral.

Estudiar y trabajar

estudio-trabajo-buscojobs.jpg

La pregunta “¿estudiás o trabajás?” ya no es excluyente como durante mucho tiempo lo fue, ya que son muchos quienes deben optar por dividir sus jornadas entre el trabajo y el estudio.

Según los datos del último censo obligatorio realizado sobre todos los estudiantes de grado y posgrado de la Universidad de la República, el 75,6% de los estudiantes son económicamente activos. Dentro de este sector, un 60,1% se encuentran ocupados, un 24,4% inactivo y un 15,5% desocupado. Números que cambiaron notoriamente respecto al censo anterior realizado durante 2007, que arrojó que un 55,6% de los estudiantes estaban ocupados, el 23,4% eran inactivos, mientras que el porcentaje de desocupados ascendía a 21%.

En cuanto a la categoría ocupacional, el mayor porcentaje se desempeña en el sector privado, llegando a un 63,7% del total.  Aunque las becas o pasantías podrían significar una alternativa interesante, sólo un 4,8% de los activos se encuentran desempeñando este tipo de actividad.

Más de un 50% de la población estudiantil de la UdelaR trabaja más de 30 horas semanales, aumentando la cantidad de horas a medida que nos ubicamos en franjas etarias mayores.

La primera experiencia.

Para muchos estudiantes las ofertas que surgen desde su propia casa de estudios se convierten en la primera experiencia laboral para desempeñarse dentro de su campo.

Para ello, las universidades han puesto al alcance bolsas de trabajo en donde se pueden encontrar diferentes ofertas que llegan desde las empresas privadas que solicitan perfiles que coinciden con la de los estudiantes, llamados de organismos públicos, becas o pasantías.

Las becas y pasantías se han convertido para algunos estudiantes en una posibilidad para trabajar, en la mayoría de los casos con una carga horaria menor que un trabajo convencional y en el ámbito específico en el que se están formando. De esta forma logran no sólo una posibilidad de llevar al terreno de trabajo lo que han estudiado, sino que para quienes no tienen ninguna experiencia laboral implica la adquisición de una cultura de trabajo con todos sus matices.

Las casas de estudios han realizado un trabajo importante en dar un marco para que los estudiantes puedan acceder a ofertas de trabajo, becas y pasantías para adquirir sus primeras armas en la profesión. Las carteleras en los pasillos se transformaron con el tiempo en páginas web donde las ofertas llegan desde empresas y organismos.

La eficacia de estos procedimientos se evidencia en ejemplos como el de la Sección Pasantías del Programa Gestión Humana del Consejo de Educación Técnico Profesional, que según su última memoria indica que durante 2013 fueron 481 las solicitudes de nóminas y publicaciones por parte de empresas privadas frente a 15 registradas en 2005.

Además de las ofertas, también se brindan herramientas para que los estudiantes encaren esta nueva etapa profesional. El programa Progresa de UdelaR ofrece un espacio de adaptación durante las diferentes etapas del estudiante, desde el ingreso al egreso. Con respecto a la etapa final de la carrera, Progresa busca acompañar al egresado en la transición con talleres de perfil profesional y egreso en donde se abordan temas inherentes a la búsqueda e incorporación al mercado laboral como profesionales.

Trabajar de lo que estudio.

Desempeñarse laboralmente de forma temprana dentro del área de estudios es una ventaja para la formación de los estudiantes. Según los datos del último censo de estudiantes de UdelaR, el 44% de los estudiantes indicaron que su trabajo no está relacionado con su carrera, mientras que un 26,44 % tiene un trabajo muy relacionado con sus estudios.  

Los datos aportados indican también que a medida que se tienen más materias aprobadas del plan de estudio,  aumenta el porcentaje de estudiantes con trabajos relacionados a su carrera. Un 32% de estudiantes que tienen entre una y diez materias aprobadas se desempeñan laboralmente en  trabajos relacionados a su carrera, mientras que se eleva al 80% la correlación para quellos que tienen más de 40 materias aprobadas.

Experiencia Vs capacitación.

Los egresados y estudiantes avanzados consultados destacaron dentro de sus preocupaciones la dicotomía que se produce entre la capacitación adquirida y los requerimientos por parte de las empresas.

Frente a una primera experiencia laboral relacionada al ámbito de estudios, algunos estudiantes destacaron sentirse en “desventaja”. Indican que desde la perspectiva de la formación requerida se cuenta con la misma, pero muchas empresas piden años de experiencia con las que aún no se cuenta, y creen que se debería dar la oportunidad a nuevos profesionales.

En contrapartida, son varias las empresas que han optado por la captación de “nuevos talentos”, realizando campañas específicas donde solicitan la innovación y creatividad de graduados recientes.

Las experiencias aisladas que algunas grandes empresas han desarrollado, se han multiplicado en los últimos años y cada vez son más las que apuestan a los talentos jóvenes que están culminando sus estudios. 

Fecha: Miércoles 30/04/2014

Fuente: Suplemento Laboral Buscojobs-EL Observador


Enviar ComentarioEnviar un comentario

Siempre privilegié el tener espacio para la generación de nuevos proyectos

jose_clastornik.jpg

El Ing. José Clastornik, que hoy se desempeña como Director Ejecutivo de AGESIC, comparte en una amena charla su historia profesional, matizada por decisiones y pasiones. En esta primera entrega recorreremos los primeros pasos, desde su formación hasta el comienzo del camino que lo llevó a su actual desempeño. 

En algún momento de nuestra vida tomamos una decisión que viene a ser como el primer eslabón de una cadena, cómo fue en tu caso. ¿Estudiaste lo que estudiaste por azar, o condicionado por algo vocacional?

En mi caso los eslabones se dieron más como situaciones, oportunidades, y puntos de decisión en el tiempo, no fue tanto planificar, sino que los eslabones fueron apareciendo, se fueron uniendo.  No estudié informática. Hice Ingeniería Civil en la Universidad de la República y después fui a Israel a hacer un Master en estructuras donde me especialicé en técnicas de cálculo en base a elementos finitos. Ahí comenzó mi vinculación más directa con el mundo de la computación.

¿Cuando volviste tu idea era aportar los conocimientos adquiridos?

Sí, volví a la UdelaR, al departamento de estructuras, con la intención de seguir con las investigaciones y la enseñanza. Tratando de continuar las investigaciones a distancia me acerqué a IBM, para tratar de conseguir que nos regalasen una actualización de sus máquinas en la UdelaR, y ver si podía utilizar una cosa nueva que se llamaba Internet, para las investigaciones y la colaboración a distancia.

También quería ver si se podía trabajar en algo que había estudiado en Israel, las herramientas de diseño tipo CAD-CAM. Esto era incipiente, y me resultaba atractivo el reto de trabajar en el tema de diseño asistido por computadora y su uso en Uruguay. En aquel momento varios estábamos llegando con formación en el exterior, se había formado un grupo dentro de la universidad para cálculo numérico computacional y en general empezaba a darse una especie de inquietud asociada a las infinitas posibilidades de uso de las computadoras.

Los inicios del CAD-CAM y conectar Uruguay a Internet, atractivo…

En ese momento se dio un llamado de IBM después de nueve años que no hacían ninguno, eso fue en el año 86 o 87, y me tenté y me presenté. El dilema que se me planteaba ante el aviso de IBM suponía tirar una carrera de 10 años de ingeniería civil y empezar una nueva en computación…

¿Decisión complicada no? Tirar 10 años…

Sí, una decisión difícil, pero no la primera. En el Master me había ido muy bien y en su momento ya no había aceptado el ofrecimiento que me hicieron de seguir con el doctorado. La nueva decisión implicaba no seguir en la vida académica, que me encantaba… realmente me encantaba. Así que la primera decisión fue no aceptar la propuesta de hacer el doctorado y la segunda decisión fue  cambiar hacia el lado de la computación. Me tentó la novedad y el desafío, además de que me vendieron muy bien las posibilidades de una empresa donde se podían hacer muchas cosas.

Te refieres a IBM?

Sí, en IBM había gente muy convencida de todo lo que se podía desarrollar desde ahí. En una época donde realmente se podían hacer cosas. No estaba la lógica actual más asociada a procesos corporativos que de alguna forma te pueden cercenar las iniciativas personales… o locales.

¿Quizás tiene que ver que todo era muy incipiente, es decir, que todo estaba por hacer…    

Todo estaba por hacerse, por crearse, tenías todo el tema de internet, y del uso de las tecnologías de la información  que  en ese momento empezaba a explotar. En el año 87  se estaba recién asentando el uso comercial de los computadores de porte medio, y era incipiente el uso comercial de la computación personal… pero en temas de soluciones, integración de sistemas y gestión de proyectos había muy poco, o sea que sí, habían muchos desafíos para aquellos que nos gusta generar cosas. En mi caso siempre privilegié el tener espacio para la generación de nuevos proyectos. En IBM estuve a cargo del área de desarrollo de mercado, donde siempre se estaban generando iniciativas que resultaban interesantes.

Ese es un tema interesante. Desde tu rol en IBM, creo que tuviste influencia en ayudar a otras empresas uruguayas…

Creo que Uruguay estaba en un momento único en la región, por varios motivos.  Se había arrancado antes, gracias entre otras cosas al impulso que se había dado desde la Universidad de la República, donde se había generado una base de recursos humanos de buen nivel.  Y había un mercado, las corporaciones tenían requerimientos  internacionales pero de ejecución local, entonces, uno tenía la capacidad de venderles sistemas a filiales locales con estándares internacionales. También  influyó el tamaño del país, la lógica del Uruguay como piloto funcionó, con lo cual fue posible que muchos proyectos se pudiesen implantar antes que en otros países. Entonces lo que eventualmente podías hacer era trabajar desde IBM dándole el marco de credibilidad que las empresas de por sí no tenían en aquel momento.  El rol de integración de IBM tenía un valor importante visto desde la perspectiva corporativa, con lo cual se le pudo dar a las empresas integradas una aceptación o reconocimiento primero en lo nacional y luego internacional.

 Un reconocimiento internacional de gran credibilidad, visto desde una perspectiva exterior decir que IBM estaba detrás de un emprendimiento local, era darle una proyección internacional enorme…

…y sí …  Fernando Brum, en su momento escribió un paper que hablaba de “ los palos enjabonados”, explicando esa situación. El valor del sello corporativo no era menor. También otras empresas como Oracle, BULL  y Microsoft, por citar ejemplos,  fueron un motor importante de apoyo del crecimiento de las empresas uruguayas en el exterior.

Obviamente con la implantación de estas aplicaciones había una ganancia importante dentro de la industria de hardware y software, por lo tanto dentro de ese juego todos salían beneficiados, no es que fuese por una política de responsabilidad empresarial corporativa que funcionaban estas iniciativas.

¿Tuviste relación con proyectos de eGobierno en esa época?

Dentro de lo que fue la generación de nuevos proyectos, un tema que siempre valoré fue el poder trabajar en proyectos con el gobierno, creo que son los proyectos más desafiantes. Pude participar de todos los que surgieron con la reforma de la Seguridad Social en Uruguay, y  cuando trabajé en el área internacional para Latinoamérica, volví a trabajar mucho con los gobiernos, específicamente con proyectos en el sector social y en el sector de salud.

Si buscás eslabones en este tema, podría decir que mi relación con los proyectos de eGobierno nace de mi historia, mi primer trabajo como estudiante fue en ANTEL y después en OSE, de alguna forma sigo siempre vinculado con la gestión pública.

Retomando con la era de Internet…

En determinado momento, la capacidad de generar cosas dentro de IBM se fue quedando. Era la época de las “.com”, tal vez el momento de generar alguna iniciativa por el lado de  internet, a principios de los 2000.  En el 2001 me fui  de IBM.

continúa en el próximo número…

Fecha: Miércoles 23/04/2014


Enviar ComentarioEnviar un comentario

“En el lugar adecuado, en el momento oportuno”

Joan Díaz Lara, Director General de Buscojobs, relata la travesía de la creación del portal laboral líder en Uruguay. Con una mirada hacia un futuro prometedor y nuevos desafíos, el camino recorrido se caracteriza como de aprendizaje. 

Con menos de una década de funcionamiento, Buscojobs se convirtió en un portal de referencia. Su director general narra la historia, desafíos y proyectos de la empresa.

oficinas.jpg

¿Cómo nació Buscojobs? 

Buscojobs no nació convencionalmente como se supone que deben crearse las empresas, es decir: diseñar un plan de negocio, su factibilidad, inversión, retorno etc. Más allá del espacio de oportunidad que nos facilitó la ausencia de un portal hegemónico, se concatenaron experiencias de vida que permitieron diseñar un escenario de factibilidad.

Habíamos iniciado cierta actividad empresarial  a principios del 2000, con la finalidad de mantener una suite de productos que habíamos desarrollado en España para el mundo de lo que en aquel entonces se denominaba “ebusiness”. El invento parecía bueno pero no tuvimos el éxito esperado. 

El Grupo Intercom nos salvó in extremis de desaparecer proponiéndonos iniciar la actividad de captación de contenidos a través de una de sus empresas (Emagister).

La actividad de captación de contenidos fue aceptablemente rentable en sus primeros años lo cual nos permitió disponer de algún dinero como para reinvertir en otros proyectos.

Oscar Quinela un joven ingeniero que dirigía el grupo de desarrollo y soporte, lideraba GGUy en aquella época y fue quien sostuvo la etapa de transición.

Oscar me presentó a Jorge Eguren, sicólogo que se acababa de especializar en recursos humanos. Después de alguna aventura divertida con Jorge a finales del año 2003 le propuse que se incorporara a GGUy como responsable de RRHH pues precisábamos alguien para hacerse cargo de la selección de nuevos recursos dado el crecimiento de la actividad de contenidos. 

Más o menos en esa época le propuse a Andrés Aguiar, un buen amigo, que llevaba varios años como arquitecto de software en una empresa reconocida por el desarrollo de tecnología uruguaya que me diera una mano con lo técnico. Andrés aceptó por amistad y soy consciente que le compliqué la vida…pero sin su apoyo el proyecto empresarial probablemente no habría salido adelante.

Yo sabía por mi relación con el Grupo Intercom  (a través de Infojobs) que en aquel momento se había puesto de moda en el mundo que las empresas de tipo medio-alto tuvieran su propio site de intermediación laboral con el objetivo de aglutinar su propia cartera de currículums vitae. 

Así le encargué a Jorge un estudio de las funcionalidades de los principales sites mundiales con el objetivo de invertir en la creación de una herramienta cuya finalidad fuese desarrollar sites de intermediación laboral. 

Iniciamos el desarrollo de la herramienta para diseñar portales de este tipo, obteniendo la primera versión estable en 2005. 

El primer proyecto que desarrollamos fue para el MTSS. Precisaban en ese momento renovar su portal Uruguay Activo, así que nos presentamos en un proceso licitatorio que ganamos. 

Uruguay Activo estuvo funcionando durante varios años, aunque la versión actual ya no nos corresponde; luego se diseñó un portal sencillo para la CUTI que funcionó durante algún tiempo.

Comenté con Andrés la idea de crear Buscojobs en Uruguay. Su padre Cesar (QEPD) y su hermano Marcos nos apoyaron económicamente,  así que creamos Tecnovens S.A. como empresa que dió cobertura legal a Buscojobs Uruguay y al cabo de unos meses de diseño, el día 7 de Junio de 2007 salimos al mercado uruguayo.

Una vez on line, ¿cómo fue el proceso de Buscojobs?

Los tres primeros años fueron una travesía del desierto, más bien fue un apostolado. Nadie quería publicar, había poco acceso a la red y descreimiento hacia Buscojobs. En fin, tuvimos que remar bastante y superar varios momentos de desánimo.

 ¿Cuál fue el punto de inflexión? 

Fue en 2010 cuando llegamos a 100 mil currículums y finalmente el nivel de postulaciones justificaba que las empresas pagaran por la eficiencia de colocar su oferta en Buscojobs. Hoy en día estamos llegando a 300 mil currículums vitae publicados, lo cual es un porcentaje respetable de población laboral activa.

La apertura hacia Latinoamérica comenzó durante el año 2009, iniciándose primeramente en Argentina, siguiéndole España, Perú, Ecuador, Brasil etc., así hasta llegar a los 21 países actuales siendo Estados Unidos  el último en incorporarse.

¿Cuáles fueron las dificultades a las cuales tuvieron que hacer frente?

Las principales dificultades con las que nos hemos encontrado sistemáticamente han sido estructurales, entendiendo esencialmente las que afectan a RRHH. Nos ha costado mucho esfuerzo e inversión contener un equipo técnico que nos permitiese disponer de un escenario de tranquilidad como para, entre otras cosas, abordar mejoras funcionales y tecnológicas.

 ¿Cómo definiría el modelo de negocio de Buscojobs? 

El modelo de negocio en la mayoría de países cabe entenderlo como híbrido.

Por supuesto las empresas pueden publicar sus propias ofertas laborales, pero tenemos vocación de intermediación hacia el mercado laboral, activo y reactivo. De tal manera que son varios cientos de miles las ofertas laborales que contiene actualmente Buscojobs Internacional y varios millones de currículums entendiendo la suma de todos los países.

En la actualidad, ¿cómo se presenta la empresa y cuáles son sus nuevos desafíos? 

Buscojobs Internacional sigue creciendo, lo que se tradujo en la mudanza a nuestras nuevas oficinas a Plaza Independencia 749, 2º piso con el objetivo de disponer de una mayor comodidad para el equipo y también un acceso más abierto hacia nuestros amigos en general.

A nivel de desafíos, además de mantener la posición privilegiada de la que goza Buscojobs en la actualidad, pretendemos expandir nuestros servicios. Estamos en pleno abordaje de la reingeniería tecnológica, tenemos inquietud en utilizar las tecnologías de movilidad y mejorar los algoritmos de búsqueda que se adapten más eficientemente a la oferta y demanda de perfiles y trabajos.

tapa-joan.jpg Joan Díaz Lara.

Fecha: Miércoles 23/04/2014


Enviar ComentarioEnviar un comentario

Perspectiva del mercado laboral, resultados y tendencias

perspectivas-laboral-buscojobs1.jpg

El informe basado en los datos suministrados por Equipos Mori analiza la oferta y demanda laboral y su perspectiva para este año, esperando que se repita la tendencia positiva registrada en 2013.

Para analizar el mercado laboral uruguayo, Equipos Mori realizó un estudio sobre la oferta y demanda laboral en base a los avisos publicados. Para ello se revisan dos indicadores fundamentales, tasa de actividad y tasa de empleo.

La tasa de actividad muestra qué parte de la población se encuentra participando activamente en el mercado laboral, que se ubicó en un 63,9% promedialmente en 2013, en tanto que comenzó el año ubicándose en 64,9% y en 65,7% en enero y febrero pasado respectivamente para todo el país.

En cuanto a la actividad según sexo, se presenta un dato significativo, ya que si bien se observa que la tasa de hombres supera a la de mujeres durante todo el año, se verifica que la brecha entre ambos sexos continúa disminuyéndose desde 2006 a la actualidad.                                                          

En lo que respecta a la tasa de empleo, entendiendo esta como la  proporción de personas en edad de trabajar que tienen empleo, cayó 0,3 puntos respecto a 2012 ubicándose en 59,6% durante el año pasado.  

Ambos indicadores, la tasa de actividad como la de empleo, mostraron durante 2013 guarismos elevados, observando en ambos casos un aumento sobre final del año. Este aumento coincide con los datos positivos referentes al crecimiento del producto y de la actividad de la economía a nivel general para el último trimestre del año pasado, según la información divulgada en las últimas semanas. 

Demanda de trabajo 

Para analizar la demanda de trabajo, Equipos Mori realiza un análisis mensual durante todo el período del año, concluyendo que 2013 fue caracterizado por el dinamismo de los portales laborales, aunque muestra un declive en la demanda promediando el año, ofreciendo 1364 avisos publicados en junio, cuando en meses posteriores se había alcanzado un número de 2000 trabajos demandados.

Históricamente durante el mes de junio se registra una disminución en la cantidad de avisos publicados, tendencia que también se verificó en el mes de diciembre, teniendo en cuenta que las tradicionales fiestas de navidad y año nuevo se ubicaron a mitad de semana provocando que, en muchas empresas, la inactividad laboral se extendiera a toda la semana.

Los primeros meses de 2014 según los datos de avisos de Buscojobs indican que la tendencia seguirá en alza, logrando mejorar el número de trabajos demandados en igual período del año anterior.

grafica1.jpg

Nivel de estudios. 

Dentro de los requerimientos de los empleadores, el nivel de estudio es un factor de análisis, demandando diferentes niveles académicos en base a las exigencias del puesto a ocupar. Jerarquizando los requerimientos de los empleadores, se verifica que se demanda principalmente a los postulantes que tengan nivel terciario, alcanzando estos un 43,61% del total. Seguidos se encuentran los que solicitan nivel secundario completo con un 39,43%.

Por otro lado, las demandas de  postulantes con ciclo básico ocupan el 14,06% de las solicitudes, seguidos por último por los de primaria y posgrado con un 2,60% y 0,29% respectivamente.

La tendencia del aumento de los requerimientos de postulantes con estudios terciarios se intensificó durante los últimos años, aumentando también, las solicitudes de profesionales con estudios de posgrado.

Postulaciones.

Durante 2013 se publicaron 9.944 avisos de trabajo mediante Buscojobs. Dichos avisos obtuvieron un total de 1,7 millones de postulaciones, lo que nos da como resultado un promedio de 173 postulaciones por cada aviso publicado.

A medida que fue avanzando el año se registró una disminución en la cantidad de postulaciones por aviso publicado, hecho que el estudio realizado por Equipos Mori atribuye a la mejoría en los indicadores de actividad y empleo observadas en la segunda mitad del año pasado y, en particular, en los últimos meses de 2013.

Jerarquizando aquellos rubros en los que se registran las postulaciones, se observa que los puestos de “Administración, atención al cliente y cadetería” se ubican en el primer lugar con un promedio de 290 postulaciones por aviso publicado. Las ofertas publicadas en el rubro de “comercio, marketing y ventas” la siguen con unas 170 postulaciones por aviso, en tanto que los avisos solicitados en el rubro de “tecnología de la información, ingeniería” son los que se encuentran con menor cantidad de usuarios postulados registrándose un promedio de 50 por aviso publicado. Este rubro es uno de los que tiene menor oferta de postulantes en relación a la demanda de puestos, mostrando que las empresas de este sector son las que tienen mayores dificultades para cubrir sus necesidades de personal.

perspectivas-laboral-2-buscojobs.jpg

Observando la estadística desde el punto de los trabajos demandados por parte de las empresas, se verifica que los correspondientes a “administración y secretariado” siguen ubicándose en el primer lugar, registrando un 36,4% del total durante 2013, seguidos por los de rubro “atención al cliente” y “comercio, mercado y ventas” obteniendo un 18,5% y 11,2% respectivamente. 

En cuanto a las actividades desarrolladas por las empresas demandantes, lideran las postulaciones a puestos de trabajo aquellas empresa que se dedican al “comercio, mercado y ventas” con un 22,4% del total, seguidos por “recursos humanos” y “tecnologías de la información” con un 14,3% y 10,3% respectivamente.

El análisis de Equipos concluye vinculando  el indicador de postulaciones por aviso y la tasa de empleo. Concluyendo que a medida que la tasa de empleo decrece las postulaciones por aviso aumenta, lo que está en línea con la idea principal que se encuentra detrás del mercado de trabajo.

logo.png


Fecha: Miércoles 23/04/2014


Enviar ComentarioEnviar un comentario

Nuevo Suplemento Laboral Buscojobs-El Observador

headerbj.png

A partir del 23 de Abril de 2014, buscojobs Uruguay comienza una nueva etapa, la publicación de ofertas laborales en formato gráfico y el registro de notas y entrevistas exclusivas.

En este Blog quedaran registradas las notas más importantes como un acceso público gratuito que podremos compartir en nuestras redes sociales.

Desde aquí un saludo para todo el equipo de buscojobs.

Fecha: 23/04/2014


Enviar ComentarioEnviar un comentario

Satisfacción y bienestar en el trabajo

satisfaccion-y-bienestar-en-el-trabajoLa rutina diaria, el tiempo laborando en su empresa y los problemas habituales de convivencia pueden llevarlo a un estado de aburrimiento.

Si al finalizar su día siente que no ha hecho nada más que cumplir con su rutina habitual, le ofrecemos una lista con cuatro consejos para lograr sentirse satisfecho.

Conozca cómo convertir tedio en comodidad:

  • Utilice su ira para construir algo mejor

Trabajar con constante malhumor e insatisfacción es sumamente negativo para su desempeño tanto profesional como personal, debido a que el estrés no tardará en aparecer si estas conductas se repiten a diario. Según un estudio realizado por la Universidad de Harvard, la energía que depositamos en la bronca puede ser destinada a otros ámbitos con solamente un poco de concentración y voluntad.

  • Tómese descansos 

Muchas veces, el hecho de estar sumergidos en las tareas hace que se pierda el horizonte y olvidemos los propios objetivos. Además, estar sentado durante ocho horas no es recomendable para la salud. Por eso, tómese cinco minutos cada dos horas para caminar unos pocos metros y recuperar la buena postura. Cualquier motivo es suficiente: tirar un papel a la basura, utilizar el baño del piso de arriba o tener por fin esa charla que tenía pendiente con uno de sus colegas.

  • Haga de su lugar de trabajo un lugar agradable

Es imposible que alguien se sienta a gusto en su puesto de trabajo si al llegar a la oficina tiene una pila de papeles sobre el escritorio y tareas pendientes del día anterior. Es recomendable ordenar su escritorio para ordenar su mente.


  • Separe el trabajo de su vida personal

Por más que es inevitable que una cosa influya en la otra, intente separar lo más que pueda su vida personal de la laboral. Si las cosas no van bien en un ámbito, procure que éste no afecte al otro ya que tendrá dos problemas en vez de uno. Concéntrese en diferenciar una cosa de la otra y continúe la jornada con sabiduría y madurez.

Fecha: 07/03/2014

Fuente:  finanzaspersonales.com.co 


Enviar ComentarioEnviar un comentario

EMPLEO JUVENIL

Empleo Juvenil734 jóvenes lograron empleo por el programa “Yo estudio y trabajo”. Más de 43 mil jóvenes de 64 localidades de todo el país se inscribieron en el programa “Yo estudio y trabajo” en su segunda edición, de los cuales 734 ingresaron a trabajar en 16 empresas interesadas.

En el marco de la segunda edición del programa “Yo estudio y trabajo” más de 43 mil jóvenes se inscribieron en 64 localidades de todo el país, de los cuales 734 lograron un empleo en algunas de las 16 empresas interesadas.

El objetivo del programa es lograr que jóvenes que estudian se incorporen al mundo del trabajo, pero sin desvincularse de la educación.

Más de un 95 % de jóvenes lograron compatibilizar estudio y trabajo gracias a la “flexibilización” de las instituciones que incorporan jornadas más reducidas de trabajo y licencias adicionales.

Además, la Ley de Empleo Juvenil generó oportunidades de trabajo para más de 5 mil jóvenes debido a los incentivos en materia de renuncia fiscal y subsidios a las empresas participantes.

Empresa privada

El ministro de Trabajo y Seguridad Social, Eduardo Brenta, realizó, este jueves un acto de reconocimiento a Laboratorios Clausen, “primera empresa privada en participar en el programa ‘Yo estudio y trabajo’”.

Destacó el “compromiso asumido por Laboratorios Clausen al sumarse a la Ley de Empleo Juvenil y al programa siendo  la primera empresa privada en incorporar como empleados a 5 jóvenes estudiantes”.

Asimismo, la secretaría de Estado y Laboratorios Clausen suscribieron un acuerdo de compromiso y promoción de la Ley de Empleo Juvenil.

El jerarca destacó “la voluntad del gobierno ya que implementó políticas afirmativas concretas y además realizó una inversión de más de 3 millones de dólares”.

Mientras que el director nacional de Empleo, Eduardo Pereyra, dijo que  la Ley establece “mecanismos de reconocimiento a las empresas, con estímulos económicos, y genera instancias de intercambio y de reflexión acerca de la importancia de que las empresas uruguayas cooperen con  la solución de un problema que tienen los jóvenes para ingresar al mercado de trabajo”.


Enviar Comentario

Enviar un comentario

Fecha: 22/11/2013

Fuente: LR21.com.uy 

Seguridad laboral: es preferible prevenir que gastar

Seguridad laboral - es preferible que gastarNueva normativa y mayor conciencia empresarial están dinamizando la oferta de dispositivos para la seguridad

 Un ingeniero químico sufre un accidente laboral. En una coyuntura donde las tasa de desempleo apenas alcanza el 6,1% y tratándose de mano de obra calificada, a la empresa no le será fácil buscar un suplente, sin contar los perjuicios económicos que sufrirá como consecuencia del incidente.

En materia de seguridad laboral, desde hace algunos años los empresarios uruguayos han tomado conciencia de que más vale prevenir que curar. El dinero utilizado en la compra de dispositivos que permitan prevenir los accidentes ya no es visto como un gasto sino como una inversión.El impulso de distintas normativas en materia de seguridad laboral explican, por ejemplo, las reducciones del límite de exposición a la presión sonora (ruido) de 85 a 80 decibeles y del kilaje de las bolsas de pórtland de 50 kilos a 25 kilos y la ampliación de la lista de enfermedades laborales de 29 a 106, con la incorporación de dolencias relacionadas con el sistema osteomuscular, especialmente tendinitis y lumbalgias.Según datos del Banco de Seguros del Estado (BSE), al año se producen aproximadamente 50 mil accidentes. Esta cifra se ha mantenido estable si se la compara con los últimos dos años.

Para el presidente del organismo, Mario Castro, existe una mayor preocupación por los “riesgos en general” por parte del empresariado y explicó que las cifras de siniestralidad se han mantenido estables por el “incremento de la actividad económica” y el ingreso al mercado laboral de personas “sin experiencia”, uno de los perfiles más expuestos a sufrir accidentes.

Al influjo de los de afuera

Como en otros ámbitos, la influencia de las multinacionales también ha cooperado para que las compañías locales presten más atención a los temas de seguridad. La presidenta del Colegio de Técnicos en Higiene y Prevención de Accidentes del Uruguay (Cthpa), Mónica Lorenzo, explicó que Montes del Plata y UPM son ejemplos de empresas que “vienen con otra cabeza, en estas compañías se toman el tiempo de reunirse antes de comenzar a trabajar para ver si cuentan con todo el equipo necesario”, señaló.

El Cthpa cuenta con 700 socios, entre estudiantes y egresados. Aunque no llevan estadísticas, sus socios concuerdan con que cada vez son más los empresarios que los contratan. El trabajo del prevencionista implica medir los riesgos identificando los peligros, o bien del proceso productivo o de una tarea específica, y con esa base proponer medidas correctivas que reduzcan las posibilidades de accidentes.

Cuidar todos los frentes

Detrás de un abordaje multidisciplinario que tiene en cuenta todos los factores que pueden incidir negativamente en el empleado, está la Asociación Uruguaya de Ergonomía (Audergo), integrada por prevencionistas, ingenerios industriales, médicos, entre otras profesiones vinculadas a la seguridad laboral. El presidente de Audergo, Andrés Panasiuk, explicó que la ergonomía es “más amplia” que la seguridad laboral. Abarca desde la parte cognitiva, donde se mide la forma en que la persona interpreta datos, hasta los factores que influyen en lo físico como pueden ser la luz en el lugar de trabajo o la forma de cargar peso de forma repetitiva, hasta la organización de la empresa de forma interna es lo que se mide en los estudios ergonómicos. En materia de costos, en una empresa de 600 trabajadores la realización del análisis de riesgos de un solo puesto –se estudia a todas las personas que realizan la misma tarea– cuesta alrededor de US$ 800. “Las empresas vieron que estas inversiones para prevenir no son un gasto. Por el contrario, lo ven como rentable porque al prevenir accidentes tendrán menos pérdidas económicas”, concluyó Panasiuk.

Más oferta

La proliferación de empresas que trabajan en este rubro pudo percibirse en el primer seminario de salud y seguridad ocupacional que se realizó la semana pasada en el LATU. Una de ellas fue 3M, que comercializa productos para la salud ocupacional. Claudia Bouza comenzó a trabajar allí hace 14 años. Su vasta experiencia en el área le permitió identificar una tendencia de las compañías a invertir más en estos productos para “prevenir gastos mayores” provocados por accidentes o enfermedades laborales.Entre sus productos insignia se puede encontrar una nueva línea de respiradores que permiten reducir 14 grados la temperatura para que la persona que lo usa esté más fresca, y chalecos reflectivos que mantienen el color durante 25 lavados.

Pero lejos de los productos de prevención tradicionales, el mercado cuenta con algunas innovaciones. Por ejemplo, la empresa Fravida ofrece una ducha que además de un chorro general para lavar el cuerpo cuenta con un lavaojos. “En caso de que el operario reciba un fluido que le ciegue los ojos puede usar la ducha que tiene un caudal importante y direccionado”, explicó Marcelo Monteiro, el gerente de Panamar, que distribuye los productos de Fravida.

Otra apuesta son los programas integrales de bienestar corporativo. La empresa Marketing Consultor ofrece un combo que incluye gimnasia laboral, orientación nutricional, masajes, manejo de estrés, entre otros. Una de sus propietarias, Mariana Lezama, que trabaja en el área desde 2001, explicó que el cambio fue notorio: en sus comienzos era ella quien se las tenía que ingeniar para buscar clientes. Sin embargo, ahora las compañías llegan buscando sus servicios.

“Hoy el ejecutivo es más consciente de que existe una ventaja en la prevención de accidentes. Se ahorran dinero evitando el ausentismo y una baja en la productividad”, señaló Lezama.La tendencia a que sean las herramientas de trabajo las que se adapten al usuario incluye el mobiliario que se utiliza en las empresas. Bajo el entendido de que permanecer encorvado sobre un escritorio tensiona las muñecas y el torso, Human Scale ofrece sillas ergonómicas, mesas regulables en altura y brazos para monitor que han tenido gran aceptación

Fecha: 13/11/2013

Fuente: El Observador

Mucha atención con “ciertas ” preguntas en entrevistas de trabajo

Cómo sortear con éxito las preguntas destinadas a poner a prueba al candidatoCómo sortear con éxito las preguntas destinadas a poner a prueba al candidato!!!

En una entrevista de trabajo se pueden realizar preguntas “trampa”, que quieran poner a prueba al candidato, en función de cómo responda. Para no ser tomado de sorpresa se confeccionó una lista con diez de las preguntas  más comunes. Es recomendable entrenar las mismas  antes de concurrir a la entrevista y así tener mayores posibilidades de tener éxito .

Posibles preguntas

¿Qué es lo que te gusta (y lo que no) de tu actual trabajo?

Se dice que esta es una de las preguntas trampa más comunes. Se recomienda no hablar mal de la empresa en la que se está trabajando, y en cambio dar respuestas del tipo que se está buscando “crecer”. Si hay diferencias con el jefe, por ejemplo, también se sugiere no hacerlo público.

¿Qué es lo que te gusta de nuestra empresa?

Se recomienda investigar acerca de la empresa, para poder mencionar aspectos positivos de la misma.

¿Cuánto tiempo te quedarías con nosotros?

Esta pregunta refleja una de las mayores preocupaciones de la empresa: cuánto tiempo se quedará la persona, en caso de ser contratada. Una buena opción sería decir que se planea estar en el nuevo puesto “al menos 3 años”.

¿Qué es lo que estás buscando?

La intención con esta pregunta es conocer la escala de valores y prioridades a nivel personal y profesional del candidato.  Una de las respuestas sugeridas es “mejorar profesionalmente en todos los aspectos”.

¿Estás en algún otro proceso de selección?

La pregunta busca saber cuán cotizada está la persona en el mercado laboral. La trampa, se dice, es que si el candidato no está teniendo varias entrevistas, quizá la empresa no tenga prisa en apurar su decisión. Por esto, se sugiere decir que sí se están barajando otras posibilidades pero que aún no se  ha concretado nada.

¿Cuáles han sido tus mayores logros?

Lo ideal sería destacar las metas profesionales que se han alcanzado en los anteriores trabajos.

¿Cómo reaccionas ante situaciones de estrés?

No alcanza con un “bien”. La recomendación es dar una respuesta del tipo “procuro analizar la situación, y abordar los problemas de la manera más eficiente y eficaz”.

¿Cómo reaccionas ante las críticas?

Hay que dar argumentos que soporten la respuesta, del tipo “Soy bastante asertivo, las acepto siempre que sean constructivas, si considero que son destructivas, lo digo sin enfadarme”.

¿Te ves capaz de liderar equipos?

Las empresas bien gestionadas, se sostiene, buscan gente competente capaz de asumir el liderazgo y el rol protagonista. Hay que saber liderar, pero también acatar órdenes, se sugiere.

¿Qué crees que hace nuestra empresa mejor que otras?

El consejo es encontrar en qué áreas destaca la empresa, para preparar una respuesta convincente.

Fecha: 21/10/2013

Fuente: El Observador 

Una nueva forma de buscar trabajo